miércoles, 22 de julio de 2015

ACCION ICEBERG



¿Por qué exigimos esto?

Porque la danza contemporánea se ha extinguido del Complejo Teatral Buenos Aires (CTBA). Dejando al Ballet como espacio monopolizador de la actividad con los mismo directivos desde 1999!.
Porque creemos que desde este pedido podremos avanzar en mejoras para democratizar la participación la Danza en todo el CTBA, incluyendo el Taller de Danzas.
Porque creemos que los cargos de Director Artístico, Director
Asociado y asistentes coreográficos deben ser concursados de forma legítima, abierta y por medio de mecanismos transparentes, que permitan la regulación y renovación de esta cúpula directiva, en períodos razonables, que den la oportunidad a nuevos Directores, con otras tendencias, otras formas de pensar y producir la Danza. Esta acción democrática pretende evitar así, el agenciamiento personalizado de un espacio estatal, la auto-programación ilimitada del repertorio personal del Director de turno, el autoritarismo como forma de comunicación, y una cadena de desajustes producto de la desregulación y la prolongación excesiva de las mismas personas en cargos públicos.
En cambio queremos promover que esta institución vuelva a ser un
espacio de investigación, experimentación, creación y producción, que pueda dialogar con los intereses de la Comunidad de la Danza, que promueva la participación de nuevos y mayor número de espectadores, a través de una programación y curaduría contemporánea, que dé cuenta de la enorme producción coreográfica que existe en la Ciudad Autónoma de
Buenos Aires y además posicione internacionalmente a este Ballet
Estatal en su conjunto y no a su Director Artístico de turno
unicamente.

EL BALLET CONTEMPORÁNEO DEL TEATRO SAN MARTÍN ES PÚBLICO, LE PERTENECE A TODA LA COMUNIDAD PORTEÑA, Y TENEMOS DERECHO A EXIGIR CAMBIOS, MEJORAS, TRANSFORMACIONES, POR LAS VÍAS DE LA DEMOCRACIA.
___Foro de danza en acción__



LA DANZA CONTEMPORANEA HA DESAPARECIDO EN LOS ULTIMOS 10 AÑOS DEL CTBA 

(“El Complejo Teatral de Buenos Aires (CTBA) nuclea -artística y administrativamente- los cinco teatros públicos de la Ciudad: San Martín, de la Ribera, Presidente Alvear, Regio y Sarmiento. Creado en el año 2000, depende del Ministerio de Cultura de la Ciudad de Buenos Aires y está abocado a la promoción de disciplinas artísticas como el teatro, la danza, la música, la manipulación de títeres y objetos,el cine y la fotografía.” Fuente: http://complejoteatral.gob.ar/)

Esto NO SIEMPRE FUE ASI, vivió momentos de participación mas activa en la programación de sus teatros, que generaron excelentes experiencias en sus hacedores y público.
La ultima vez que la comunidad de la danza contó con un programa especial, diseñado a la medida de las necesidades de producción que esta requiere, invitando a coreógrafos de estilos y trayectoria diversas fue en el año 2005, con “Contemporánea x 6” en el Teatro Alvear. O bien la posibilidad de que renombradas compañías independientes estrenaran sus obras en este marco, como fue con Patito Feo (El Descueve) en Sala Sarmiento el año 2004.
Desde entonces El CTBA no está programando ni siquiera espectáculos que se co-producen fuera y luego se estrenan en este marco y mucho menos la posibilidad de producirlos enteramente en el marco de esta Institución.
El panorama se complejiza aún mas, ya que se da a entender la programación de Danza debe está saldada por la existencia del Ballet Contemporáneo del Teatro General San Martín.
Lo cual deja MONOPOLIZADO en manos de quienes dirigen este Ballet hace 16 años (Mauricio Wainrot con asistencia de Andrea Chinetti), la única opción que resta para participar como artista vinculado a la Danza Contemporánea en alguno de los maravillosos espacios del CTBA.
De esta manera queda prácticamente BLOQUEADO EL ACCESO a este gran centro de producción y creación que se despliega con sus salas en distintos puntos de la Ciudad.
Esto perjudica enormemente el desarrollo del sector, y las posibilidades de profesionalización del mismo. Dando que no existe otros espacios públicos de esta envergadura, que dependan del Ministerio de Cultural de la Ciudad (salvo Teatro 25 mayo y Centro Cultural San Martín), y no permite a los artistas involucrados generar y experimentar propuestas escénicas para estas características, deteriorando así las posibilidades de insertarse en el ámbito de las artes escénicas a nivel nacional e internacional.
A saber, muchos DIRECTORES ACTORES y CREADORES DEL QUEHACER TEATRAL se ven también afectados por la ausencia de producción y participación en forma fluida en el CTBA.




El emblemático Taller de Danzas del Teatro San Martín. Un eslabón que se parte.


Espacio de formación en el que han participado generaciones enteras de bailarinxs, coreógrafxs, docentes, gestorxs culturales, investigadorxs de todos el país. En él se formaron grandes artistas de la Danza Contemporánea Argentina, y sufre hoy quizás su peor momento de abandono y maltrato institucional.
Es sabido que el subsuelo donado por la increíble creadora Ana Itelman en los años 70 jamás recibió un acondicionamiento y mantenimiento adecuados por parte del Gobierno de Buenos Aires, todos conocen que estudiar-trabajar allí conlleva sufrir su abandono y falta de recursos. Hoy su estado es calamitoso y humillante.

- El espacio donde se dictan las clases es insuficiente en tamaño, y deficiente en condiciones (baños rotos, problemas cloacales constantes, plagas de insectos que lo vuelven un foco infeccioso, piso para danza deteriorado, falta de elementos de trabajo, etc). El Complejo Teatral BA, no provee ninguna otra opción edilicia que evite usar esta sala.
- Los espacios para muestras y exhibiciones no son los adecuados, este año la muestra de julio se hará en el Espacio Cultural Adán Buenosayres ya que ningún espacio del Complejo está disponible.
- Deficiencia administrativa: una sola secretaria que va 4 horas por día y no maneja información suficiente en cuanto a liquidación de sueldos, y demás temas organizativos. La mayor parte del tiempo no hay nadie en recepción, tarea que pasa a cubrir la propia Directora.
- Problemas con las suplencias y licencias, como no hay ningún sistema previsto, el Taller debe cubrir los casos de licencia con fondos de caja chica.
- Precariedad en las condiciones de trabajo de docentes y acompañantes, algunos en Planta Transitoria y otros contratados, todos con problemas para cobrar, sobre todo cuando comienza el año lectivo y hay que esperar que la Planta se apruebe.
- Atraso importantísimo en la actualización de haberes: los aumentos que se dan son una vez por año y siempre están muy por debajo de las paritarias (este año fue del 20%)
- El programa pedagógico es cada vez más acotado al ideal de bailarín según las necesidades del Ballet Contemporáneo (del cual el Taller se supone es "semillero" de bailarines), reduciéndose a este esquema conceptual-estético que se limita a los deseos estéticos de sus actuales Directores Artísticos, y perdiendo entonces vigencia en cuanto a las tendencias contemporáneas de la danza a nivel local e internacional. Limitando ampliamente la calidad formativa de quienes participan de esta experiencia que dura 3 años y que modifica la vida de artista.


















No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada